Como una máquina obedeciendo obedeciendo a la mente, el cerebro es milagrosamente eficiente. Es sorprendentemente bueno tomando patrones que se repiten una y otra vez, para transformarlos en hábitos y reacciones automáticas, tanto con los buenos como los malos. A diferencia de las computadoras, el cerebro puede decidir como cambiar su cableado de forma tal que nuevas conexiones y enrutamientos pueden borrar las creencias y comportamientos no deseados. Gracias a Mente Subliminal® puedes aprender a tomar control sobre tus creencias y hábitos negativos y diseñar un nuevo tú, empoderándote de cada aspecto de tu vida.